10 consejos para navegar seguro por internet

Marketing digital en Alicante y Benidorm

El 6 de febrero fue el Día de Internet Seguro. Durante esta jornada, que se celebró en multitud de países a la vez, se intentó concienciar a las personas sobre la importancia de crear unos buenos hábitos para navegar seguro por Internet. El objetivo principal de esta campaña, cuya iniciativa proviene de la red INSAFE/INHOPE, es proteger a los más jóvenes frente a los peligros de la red.

Celebrado durante el segundo día de la segunda semana del segundo mes del año, el Día de Internet Seguro de 2018 se engloba bajo el lema “Crea, Conecta y Comparte Respeto: Un Internet Mejor Comienza Contigo”. En Blau Comunicación hemos querido unirnos a las celebraciones de ayer y por ello hemos hecho una recopilación de los mejores consejos para navegar seguro por Internet.

1. Asegúrate antes de comprar por Internet

Hoy en día, muchas de las compras que realizamos las hacemos a través de Internet. Es un método rápido y cómodo que permite conseguir buenos precios, comparar y comprar rápidamente. Sin embargo, cuando vamos a adquirir productos de manera online, debemos tener en cuenta algunas recomendaciones para navegar seguros por Internet.

Cuando compras online debes asegurarte de que estás en la página correcta y que la dirección comienza por https. También es importante revisar las llamadas políticas de privacidad de cada sitio web. Además, siempre es más conveniente utilizar cuentas en Paypal u otra alternativa como tarjetas prepago para proteger de esta forma los datos bancarios. Y, por supuesto, no te fíes de cualquier página o de cualquier vendedor.

consejos de seguridad compras por internet

Cuando realizas compras online debes fijarte en que la página web sea segura y de confianza, pero también en que el vendedor tenga buenas referencias de otros usuarios.

2. Consigue un buen antivirus

Da igual cuál sea tu sistema operativo o el dispositivo desde el que estés accediendo. Cuando navegas por Internet es muy importante asegurarse de tener un antivirus seguro y actualizado. Con un buen antivirus evitarás que el malware entre en tus dispositivos, tanto ordenadores como móviles o tablets. De esta manera, podrás eludir cambios o la realización de acciones en tu nombre, así como que te roben información o comprometan tus aparatos. Recuerda que no sólo estás protegiendo tu identidad online, si no las de todas las personas de tu hogar o trabajo. 

3. No confíes en las redes públicas

Como ya sabemos, cuando estamos fuera de casa utilizamos todas las redes que estén a nuestro alcance. La red WiFi de bares, tiendas y zonas públicas nos llama con la promesa de guardar nuestro limitado uso de tarifa de datos. Si embargo, no solemos plantearnos la seguridad de alguna de esas redes  y debemos crear mucha conciencia al respecto.

son seguras redes wifi publicas

Asegúrate de que la red WiFi a la que te estás conectando es segura. Si no tienes claro si lo es o no, mejor no acceder a aplicaciones o páginas que contengan tus datos personales.

Nuestro consejo, ten cuidado con contraseñas o datos bancarios cuando estés conectado a redes públicas. Aunque muchas de ellas tienen seguridad propia, en otras los paquetes de información que contienen son presa fácil para hackers o ciberdelincuentes. Evita entrar en ese tipo de aplicaciones cuando estés conectado  una red no segura.

4. Precaución con los email recibidos y los enlaces sospechosos

Es muy común que en nuestra bandeja de entrada encontremos emails de remitentes desconocidos. Muchos de ellos tienen asuntos que llaman la atención. Otros incluso se adaptan a nuestros gustos y preferencias. Sea como sea, no hay que fiarse de ellos. Nunca hay que pinchar en los enlaces o documentos adjuntos de mensajes desconocidos. Tampoco es recomendable responder a estos correos, ya que estaríamos facilitando datos personales, como nuestra dirección de correo, por ejemplo. 

 

Por otro lado, cada vez está más entendida una práctica en al que algunas páginas, sobre todo para visualizar contenido audiovisual o descargar algún tipo de archivo, te confunden para que pinches en ciertos enlaces o te redireccionan directamente a este mismo. Nos lo podemos encontrar navegando, en el email o incluso en redes sociales.

Debemos tener mucho cuidado con esta prácticas puesto que se puede tratar de virus informáticos que pretenden apropiarse de tus cuentas de redes, conseguir tus datos personales o apoderarse de tus sistemas informáticosLo más correcto en este caso es abandonar ciertos sitios webs que nos impongan estas acciones e ignorar los enlaces que tengan dudosa procedencia.

5. Vigila el conocido “internet de las cosas”

Aunque no nos damos cuenta, cada vez hay más cosas digitales e informáticas en nuestra vida. Esto se conoce como el internet de las cosas, un concepto que habla de la interconexión de los objetos cotidianos con el ser humano a través de la red. Robots de cocina que te informan de recetas, relojes que analizan tu sueños y actividad física o prendas de ropa que monitorizan tu calor corporal. Estos son algunos ejemplos de las aportaciones que puede tener estos instrumentos en nuestra vida.

peligros_internet_cosas

La interconexión entre aparatos de uso doméstico y diario puede tener peligros que se pueden evitar fácilmente.

Sin embargo, es recomendable tener actualizados todos estos objetos, no sólo para que tengan una existencia más longeva, sino también por tu seguridad. El hecho de que estas herramientas diarias puedan transmitir información personal en tiempo real puede ser objetivo de ataques informáticos. Cambiar nombres de usuarios y modificar las contraseñas con frecuencia también puede ayudar a evitar robos de información.

6. Prevee ataques informáticos

Los ataques basados en el navegador se producen en su gran mayoría haciendo uso de JavaScript. Los desarrolladores utilizan este código para hacer más dinámicos los sitios web, pero en alguna ocasión puede generar problemas. Para prevenir del todo esto, lo más útil es desactivar Javascript, lo cual es posible a través de pluggins o extensiones de los navegadores, y activarlo únicamente cuando estemos 100% seguros de que el sitio es de confianza.

 

7. Aumenta la seguridad de tus contraseñas 

Al cabo del día accedemos a decenas de plataformas, redes y lugares que requieren del uso de contraseñas. Es de vital importancia que éstas sean fuertes y seguras para evitar el robo de datos personales y cuentas. Debemos alejarnos de la utilización de datos de fácil acceso, como la fecha de cumpleaños o números en serie. Es recomendable el uso de mayúsculas intercaladas, números o símbolos. Además, debemos cambiarlas con frecuencia. 

Para asegurarse de ello es conveniente gestionarlas desde un solo sitio. Actualmente existen gestores de contraseñas que te ayudan a realizar dicha tarea. De este modo, con una única clave memorizada, podrás tener acceso a todas tus credenciales, cosa muy útil sobre todo para empresas, las cuales hacen uso de muchos más sitios donde se requiere un registro.

crear_contraseñas_seguras

Es de vital importancia crear contraseñas seguras, que no contengan datos personales y que combinen símbolos, letras y números.

8. No des información de tu geolocalización

La geolocalización permite obtener la situación física de un objeto en un determinado momento. Los smartphones, conectados permanentemente a internet, permiten geolocalizarnos siempre que demos el permiso. Esto general un peligro importante, puesto que publicar nuestra posición en redes sociales o en internet puede ser un regalo para un delincuente cibernético. ¿Por qué? Porque puede saber exactamente dónde te encuentras tú o tus seres queridos en cada momento del día.

apagar_localizacion_telefono_movil

Es importante ser consciente de los peligros que puede entrañar indicar tu localización geográfica a través de redes sociales.

Debemos vigilar la geolocalización de nuestro teléfono inteligente, de la misma manera que la publicación de imágenes. Aceptemos o no la publicación de nuestra ubicación, si tenemos activada la geolocalización en el dispositivo que realiza la fotografía, se queda un rastro digital que difícilmente está oculto y que marca dónde y cuándo ha sido realizada. Es decir, si los piratas informáticos quieren averiguar tu posición, lo harán. Es mejor prevenir y evitar la publicación de situación a través de fotografías, y más cuando se trata de viajes otros países o ciudades.

9. Cuidado con los ordenadores de uso público

Un error muy común es olvidarnos de cerrar sesión en nuestras cuentas cuando accedemos en ordenadores de uso público. Por ello, es muy recomendable activar la doble verificación en las plataformas que lo permitan. Ésta añade una capa adicional de verificación de personalidad que aumenta la seguridad de tus cuentas. 

 

Por otro lado, debemos cuidar la conexión a algunas aplicaciones y servidores cuando estamos en ordenadores públicos: correo electrónio o servidores Google Drive, dónde no solo se transfiere información si no también imágenes, posicionamiento, historial, etc. Hay que tener en cuenta que toda esta información puede quedar almacenada en el ordenador, permitiendo el acceso a ella de cualquier persona que se conecte después. 

Por todo ello, es muy recomendable utilizar el navegador de incógnito cuando accedemos a ordenadores o dispositivos de uso público.

10. Ten cabeza cuando uses redes sociales

Algo básico a la hora de navegar con seguridad por internet es tener cabeza a la hora de utilizar redes sociales. Ten mucho cuidado cuando publiques datos sobre dónde estás, con quién o durante cuánto tiempo. Y, por supuesto, nunca facilites información personal, ni siquiera en forma de fotos, sobre cuentas bancarias, contraseñas o datos comprometedores (como el colegio de tus hijos, por ejemplo).

educación para niños en redes sociales e internet

Una buena educación debe fijarse también en el uso correcto de las nuevas tecnologías de la información

Y, por supuesto, educa a tus hijos en el respeto a la tecnología

Hoy en día es habitual que desde bien pequeños ya dispongan de móviles, tablets y ordenadores. La gran mayoría como distracción, entretenimiento y/o juguete. Por una parte es muy bueno porque adquieren habilidad con estas herramientas. Sin embargo, no sienten ningún miedo o respeto hacia la red, lo cual puede ser peligroso. El uso de internet es algo que hay que cuidar y nuestra identidad más, por lo que hay que educar a nuestros hijos para navegar seguros por internet con conciencia sobre esto. Tanto ellos como nosotros debemos tener claro que todo lo que se dice en redes sociales es público. Todo deja huella.

No publiques nada en internet que no te gustaría ver en un cartel gigante con tu foto en él.

practicas de publicidad y comunicacion

 

 

Autor Invitado
info@blaucomunicacion.es